La mejor información sobre el mundo del TAXI


28/09/2018 14:14:55

Ábalos:´Las VTCs se han convertido en transporte urbano´


Aunque da una moratoria de cuatro años, el Gobierno ha aprobado un Real Decreto Ley con el objetivo de que, al igual que el taxi, las VTC estén reguladas en el ámbito urbano. De acuerdo con la nueva normativa por el que se habilitará a las Comunidades Autónomas y a los Ayuntamientos a ordenar a estos vehículos en las ciudades en las que realizan la mayor parte de sus servicios. De esta manera, dentro de cuatro años, las VTCs solo podrán realizar servicios interurbanos si no cuenta con una licencia urbana. 

 

El ministro de Fomento, José Luis Ábalos, ha insistido en la necesidad de que las VTC sean reguladas en el ámbito autonómico y local dado que “desarrollan su actividad en territorio urbano”. “En su momento las VTC tenían encaje en la regulación estatal, pero tras la llegada de las plataformas digitales, se han convertido en un transporte urbano”, ha explicado el ministro.  En este punto, Ábalos ha insistido en que “los municipios y las Comunidades Autónomas no pueden regular todo menos las VTC que hoy en día, y extrañamente, solo disponen de una legislación estatal”.

 

El portavoz del Gobierno ha anunciado que el nuevo RDL, que según él está “muy bien apoyado por la Abogacía General del Estado”, no transfiere competencias a las Comunidades Autónomas. “Las competencias ya están transferidas”, explica, y con este decreto solo se habilita a las administraciones regionales y locales a establecer normativa con respecto a las VTC. “Además de conceder las VTC, ahora las Comunidades Autónomas también podrán regularlas en función de cada espacio”, explica Ábalos. El ministro también se ha mostrado consciente de que el RDL será recurrido "por todo el mundo", pero que tiene total confianza en la seguridad jurídica del mismo. Por otro lado ha querido insistir en que con la publicación de esta regulación, "nadie gana nada". 

 

Periodo transitorio de cuatro años

 

El decreto aprobado hoy establecerá un periodo transitorio de cuatro años “que permitirá la acomodación en un tiempo prudente para que las VTC puedan adaptarse a la nueva regulación”. El ministro se ha referido incluso a posibles “indemnizaciones” que se podrían utilizar a modo de compensación por la adaptación a la nueva normativa.

 

“Las VTC tendrán que adaptarse a la legislación autonómica, pero no perderán la autorización estatal que regulará el transporte interurbano, que también realizan”, explican desde el Gobierno, insistiendo en que tendrán, por lo tanto, una regulación “similar al taxi”, que tiene una autorización nacional para el transporte interurbano, y una licencia autonómica y local para el transporte urbano.

 

En cualquier caso, durante estos cuatro años, “las condiciones de explotación de las VTC sí que podrán cambiar en función de la entrada en vigor de este decreto”, ha afirmado Ábalos, refiriéndose a posibles normativas que podrían introducir las entidades locales por motivos de movilidad o medioambientales que sí que afectarían a las VTC.

 

Por último, y cuestionado sobre las presuntas presiones recibidas por parte del sector del taxi, el ministro ha asegurado que en ningún momento se ha sentido coaccionado y que, en cualquier caso, “las peores presiones son las más sutiles”.

 

También ha hecho hincapie en que las autorizaciones administrativas no suponen un derecho adquirido para los titulares de las mismas, y que las condiciones de explotación siempre pueden ser modificadas. "Algo que ha pasado siempre en el taxi, por ejemplo, que ha visto cómo sus condiciones laborales han cambiado pero que no por ello han perdido sus licencias".