La mejor información sobre el mundo del TAXI


11/05/2021

Se reduce la velocidad en zonas urbanas


Reducir a la mitad la siniestralidad en carretera es uno de los principales objetivos que busca el Gobierno con la modificación del Reglamento de Circulación que entra en vigor el 11 de mayo. Unas reformas legales con las que España busca alinearse con la política de la Unión Europea y las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud para reducir, a lo largo de los próximos 10 años, en un 50% el número de fallecidos y heridos graves en las carreteras. 

 

Y para conseguirlo, una de las principales medidas que se incorporan a la reforma establece una reducción de la velocidad máxima permitida en zonas urbanas. Así, se limita a 20 km/h el máximo permitido en aquellas calles con una plataforma única de calzada y acera, mientras que en las vías con un único carril por sentido se permite circular hasta 30 km/h (los Ayuntamientos podrán aumentarla hasta los 50 km/h, siempre que así lo señalicen). Por su parte, las vías con dos o más carriles por sentido mantienen los 50 km/h.

 

Entre los motivos que han llevado a la DGT a implantar esta medida, reconocida por la Dirección General de Movilidad y Transportes de la Comisión Europea como una medida positiva que ayudará a reducir la siniestralidad vial, señalan que han sido los propios ayuntamientos los que han pedido tener un paraguas legal normativo y poder aplicar así los 30km/h en sus localidades.

 

Y es que, en cifras, en 2019 los fallecidos en accidente de tráfico en las ciudades aumentaron un 6%, mientras que en las vías interurbanas se redujeron un -6%. De los fallecidos, el 82% en ciudades en 2019 usuarios vulnerables, es decir, peatones, ciclistas y motoristas.

 

Por ello, y siempre según el criterio de la DGT, con estas medidas, se reduce un 80% el riesgo de fallecer como consecuencia de un atropello. Si la velocidad del vehículo que impacta es de 30 km/h el riesgo es de un 10%; si la velocidad es a 50 km/h, ese riesgo de fallecimiento se eleva alrededor del 90%.

 

Desde el 11 de mayo, el límite de velocidad en vías urbanas es de:

a) 20 km/h en vías que dispongan de plataforma única de calzada y acera.

b) 30 km/h en vías de un único carril por sentido de circulación.

c) 50 km/h en vías de dos o más carriles por sentido de circulación.

/TAMBIÉN ES NOTICIA 










.