La mejor información sobre el mundo del TAXI


29/07/2013 05:53:03

El taxi se desmarca de las irregularidades y apunta al Ayuntamiento


 

“Poco o nada se está haciendo desde las administraciones para acabar con las ilegalidades en el sector”. Una realidad que los dirigentes del sector reconocen que existe desde hace años y de la que en rueda de prensa han responsabilizado únicamente al Ayuntamiento de Madrid. 

 

Así de contundentes se mostraron el presidente de  la Asociación Gremial Madrid, Julio Moreno y de Federación Profesional del Taxi, Mariano Sánchez, en una rueda de prensa celebrada el 29 de julio en la que señalaron al Ayuntamiento y a su Oficina Municipal del Taxi como principales responsables de las irregularidades que se cometen en el taxi. Además, adelantaron que de no tomarse en cuenta sus consideraciones no descartarían manifestarse para defender al sector.

 

Los representantes de las dos organizaciones pasan así esta “patata caliente” a la administración quien, aseguran desde el sector, conoce desde hace tiempo este tipo de prácticas ilegales e irregulares. Creen desde las asociaciones que es necesaria más presencia policial y más inspectores para asegurar “no sólo la supervivencia del sector del taxi, sino para garantizar a los usuarios un servicio totalmente fiable”.

 

Las ilegalidades a las que se referían ambos presidentes y por las que habían sido convocados los medios son las destapadas por el diario El Mundo a mediados del mes de julio. Insistían Julio Moreno y Mariano Sánchez en que este tipo de prácticas conllevan además del perjuicio para los profesionales,  “un riesgo para los pasajeros, al carecer este tipo de vehículos de cualquier tipo de seguro de responsabilidad social”.

 

 

Por ello instan al Ayuntamiento a “erradicar cualquier tipo de prácticas que lleven consigo que un coche particular preste servicio de transporte de pasajeros sin control”. De no ser así y a la espera de que pase el periodo vacacional, han adelantado que no dudarán en manifestarse como ya han hecho en otras ocasiones y obligar al Ayuntamiento a no mirar hacia otro lado 

 

 

Sobre el subarriendo, denunciado también por el periódico El Mundo, según explicaron Moreno y Sánchez es una práctica que se realiza desde hace tiempo y que también conoce el propio Ayuntamiento. Aunque ambas asociaciones han pasado de puntillas sobre este tema en la rueda de prensa, sí que han recordado a los allí presentes que  además de ser una práctica ilegal se trata de una actividad que implica fraude fiscal, al no declararse parte del dinero que se ingresa y una explotación para los trabajadores, que en ocasiones trabajan más horas de lo que marca la ley para los asalariados.