La mejor información sobre el mundo del TAXI


25/02/2021

Condenado el presidente de Tele Taxi Isla de Tenerife


“Ahora toca mirar hacia delante”, ha manifestado Víctor Melián, presidente de Tele Taxi Tenerife, tras hacerse pública la sentencia que le condena a tres años de cárcel por los delitos de fraude a la seguridad social y frustración de la ejecución. Tanto la asociación que él ha presidido desde hace 18 años como Taxi Metropolitano de Tenerife, ambas pertenecientes al mismo grupo, deben a la Tesorería General de la Seguridad Social 130.661 euros, cantidad que deberán devolver.

 

Melián, que deberá abonar una multa durante 14 meses a razón de cuatro euros diarios, ha querido querido dejar claro a través de un comunicado que desde hacía varios años, Tele Taxi Isla de Tenerife venía arrastrando una deuda “importante” como consecuencia de que Radio Taxi Isla de Tenerife, socio a su vez del teletaxi, “dejó de pagar la parte que correspondía”. Insiste Melián en que ante esta situación, la asociación que él preside “ha subsistido gracias al esfuerzo de sus socios, sus trabajadores y su presidente”, y que se ha hecho “de la mejor forma posible, siempre pensando en la subsistencia de una asociación con tanto arraigo en el sector del taxi de esta ciudad”. 

 

En su escrito añade que para poder salvarla, él ha dado la cara “solo en los juzgados” poniéndose al frente y eximiendo de responsabilidad a los socios por la deuda dejada por Radio Taxi. “Se ha salido de esta de la mejor forma posible”, concluye la nota, no sin antes añadir que “lo fácil hubiese sido haberme ido cuando Radio Taxi nos dejó tirados con la deuda, sin embargo, se luchó por la supervivencia de la entidad asumiendo quien les habla el marrón de esas deudas”.

 

En la sentencia se establece que Melián, en calidad de presidente y tesorero de Asociación Tele Taxi, dejó de pagar sistemáticamente, “y en condiciones de aparente insolvencia de hecho”, los seguros sociales de los empleados entre 2013 y 2015, generando una deuda total de 95.986 euros. Todo ello, añade la Audiencia Provincial en su decisión “con el propósito de defraudar a la Tesorería General de la Seguridad Social para así obtener un beneficio económico y siguiendo un plan preordinado”./TAMBIÉN ES NOTICIA